Promover una alimentación consciente con productos ecológicos y veganos. Con este propósito nació La Finestra sul Cielo en la Italia de los años setenta. La compañía destaca por su huella saludable que, a lo largo de los años, la ha llevado a tener una gran relevancia en el sector de la alimentación ecológica, especializándose en las intolerancias alimentarias, la cocina macrobiótica y la nutrición vegana. «Lo natural es ser sostenible», afirma su lema.

La Finestra sul Cielo
©Bio Eco Actual. Miguel Ángel Montesinos, CEO de La Finestra sul Cielo (España)

De Turín a España

El camino de La Finestra sul Cielo empieza en 1978 en Turín, fruto de un proyecto familiar basado en la alimentación macrobiótica. ¿Su objetivo? Ofrecer alimentos provenientes de la agricultura ecológica, de calidad y fieles a los principios de una alimentación saludable, sin azúcares refinados, sin huevo y sin leche, y sobre todo respetuosos con el medioambiente. La semilla que se plantó entonces ha crecido hasta consolidarse como un referente en calidad, seriedad y equilibrio en el mercado bio, que cuenta con fábricas propias para el envasado, producción y distribución de productos.

Con la voluntad de mantener y extender la filosofía de la empresa italiana al territorio europeo, el grupo fundó en España la filial nacional en 2003 de la mano de Miguel Ángel Montesinos. Casi veinte años después, La Finestra sul Cielo sigue impulsando la alimentación ecológica comercializando productos bio y veganos a escala nacional, dentro del grupo Biotobio, que en España y Portugal se estructura en Biotobio Ibérica, con sede en Montmeló (Barcelona).

Crecimiento sostenido

La marca se integró a Biotobio, parte del principal grupo italiano de alimentación ecológica refrigerada, congelada y seca, Ecornaturasi, en verano de 2020 para ampliar su oferta y consolidar su posición como uno de los cinco grandes grupos de la alimentación ecológica en Europa. Fruto de esta unión, La Finestra sul Cielo se abrió a la oferta de nuevos productos y también a nuevas formas de exportación y de internacionalización.

La marca La Finestra sul Cielo es un referente en calidad, seriedad y equilibrio en el mercado bio

Hoy en día no faltan en su completo catálogo las últimas novedades en productos de macrobiótica, bebidas vegetales, desayunos, meriendas y endulzantes, snacks, pan, pasta, legumbres, cereales y conservas, frutos secos y semillas, aceites, salsas y condimentos, así como refrigerados y congelados, artículos de cosmética e higiene para el hogar o complementos alimenticios.

El crecimiento constante y sostenido que ha experimentado La Finestra sul Cielo se ha mantenido hasta el día de hoy, en que representa un volumen de negocio de 12 millones de euros estimados para el 2022. En este sentido es clave el crecimiento de marcas integradas en el grupo, como Quinua Real, decana de la producción de quinoa real ecológica de alta calidad, con origen garantizado del Salar de Uyuni (Bolivia) y proyectos a largo plazo con los productores. Gracias a Quinua Real, Biotobio es el principal importador de quinoa de Bolivia en el sur de Europa y el número 20 a nivel mundial. Distribuye unas 120 toneladas de quinoa ecológica al año, garantizando unas cadenas social y económicamente justas para los productores.

La Finestra sul Cielo
©Bio Eco Actual. Sede operativa de La Finestra sul Cielo en España

Tecnología punta, eficiencia y trazabilidad

Recientemente, el equipo de Bio Eco Actual ha visitado las instalaciones de Biotobio Ibérica en Montmeló (Barcelona), donde una estructura logística de 4.500 metros cuadrados concentra la oferta de productos en seco de la marca, a la espera de ser distribuidos.

Desde hace pocas semanas, el almacén está totalmente mecanizado gracias a un sistema SGA (Software de Gestión de Almacenes) de última generación que, además de permitir una trazabilidad máxima en los productos y pedidos, es toda una apuesta por la eficiencia. «La digitalización permite la optimización del personal, recursos y tiempo, además de reducir el número de errores al mínimo», apunta Miguel Ángel Montesinos, CEO de Biotobio Ibérica. Esta tecnología puntera, además, da un paso hacia la sostenibilidad, gracias a la reducción del 95% de consumo del papel utilizado en las instalaciones. Así, tras una primera inspección ocular, el equipo codifica la mercancía mediante una matrícula (un código de barras), imprescindible para ser ubicada en el almacén según su categoría. Una vez ubicada, la mercancía está lista para el empaquetado. Ya sean unidades, cajas, palés o contenedores, el sistema asigna los pedidos a los operarios y da comienzo un circuito completo y en sentido único por la nave para recopilar todos los productos necesarios, en las cantidades estipuladas. Al finalizar el recorrido, los pedidos se embalan, listos para su envío a empresas, tiendas o particulares.

El compromiso de Biotobio es elaborar y distribuir productos nutricionalmente conscientes que cuiden del planeta y defiendan causas justas

El arte de reinventarse

La actividad diaria se complementa en las oficinas, donde los departamentos de ventas, e-commerce, gran consumo y marketing trabajan para reinventarse constantemente y no perder pie en este sector tan cambiante. La búsqueda de nuevos productos y la innovación artística y estructural del packaging se analizan y discuten a diario para ir un paso más allá y adaptarse al consumidor actual. De ahí la decidida apuesta del grupo por los embalajes y etiquetas compostables, o nuevos lanzamientos como las Butter Cups, pequeños bocados que combinan cremas de frutos secos y chocolate crudo.

Un compromiso social, ético y ambiental

«Nuestro compromiso no es solo con las personas, sino también con los animales y su hábitat», afirman desde la empresa, que entre otros acuerdos apoya a la Fundación para el Asesoramiento y Acción en Defensa de los Animales (FAADA). Por ello, y comprometida en elaborar y distribuir productos que cuiden del planeta, que defiendan causas justas y que sean nutricionalmente conscientes, La Finestra sul Cielo sigue apostando por alimentos que contribuyan al bienestar de las personas y ayuden a conservar el medio ambiente. Eso sí, sin renunciar a su esencia ni a su sabor.

Autores: Oriol Urrutia, Co-Editor y Politólogo. Ariadna Coma, Periodista

Suscríbete a la Newsletter y recibe Bio Eco Actual gratis cada mes en tu correo

Bio Eco Actual, tu mensual 100% ecológico
Leer
Bio Eco Actual Octubre 2022

1 COMENTARIO

Deja un comentario

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí