La rosácea es un tipo de eccema que nos indica que tenemos daños en la epidermis, la capa exterior de la piel donde tenemos la principal barrera de defensa y donde fabricamos la vitamina D. También se producen daños en la dermis, donde se encuentran los vasos capilares, las terminaciones nerviosas y el sistema linfático.

En la dermis es donde regulamos la temperatura a través de la dilatación o la contracción de los vasos capilares. Por ello, al presentar daños, la piel no sólo se resiente con los cambios de temperatura, si no que, además, está seca por falta de nutrientes como el colágeno y la elastina, lo que conlleva a la descamación.

¿Cuáles son las causas?

Cuando el microbioma desaparece de la piel, las defensas se ven afectadas y los patógenos se introducen a través de los poros. Para evitarlo, nuestro organismo produce más grasa (SEBO) a modo de barrera. Además, la piel puede estar deshidratada y desnutrida, generando sequedad y descamación en algunas zonas.

La mayoría de los productos para el cuidado de la piel contienen aguas destiladas, es decir, sin sales minerales ni oligoelementos. Los productos químicos no permiten respirar a la piel, reteniendo en las capas todos los residuos que excretamos a través del sistema linfático. Por otro lado, muchos productos de maquillaje contienen minerales que taponan los poros, por ello no es recomendable su abuso. Si, además, no son ecológicos, llevan ingredientes abrasivos y pesados.

El Tratamiento Rosácea de Pielsana ayuda a hidratar y nutrir la piel para reparar sus daños

Al utilizar cosmética natural y ecológica, la piel respira mejor, y expulsa el sebo y la piel muerta retenidos en la piel con mayor facilidad.

Tratamiento Rosácea, de Pielsana

Recomendaciones de Pielsana para el tratamiento de la rosácea

El Tratamiento Rosácea de Pielsana ayuda a hidratar y nutrir la piel para reparar sus daños y equilibrar el déficit. A continuación, algunas recomendaciones.

Por las mañanas, lavarse con el Gel caléndula y manzanilla, aclarar con agua fría y aplicar una pequeña cantidad de la Crema facial rosas. Notar escozor es un indicativo de que la piel está dañada, por lo que se recomienda sustituir la crema facial por la Crema equinácea. Antes de salir a la calle, podemos aplicar una pequeña cantidad de Crema activadora para proteger la piel del sol, del frío y de la contaminación. Por la noche, si es necesario, limpiar la piel de nuevo y pulverizar con el Agua viva de rosas, dejando que se absorba sola.

Algunos consejos:

  • Evitar el maquillaje durante el tratamiento.
  • Utilizar una toalla fabricada con materiales ecológicos o tejidos naturales.
  • Hacer vahos con manzanilla y tomillo, una vez por semana, con agua Kangen o mineral.
  • Priorizar la alimentación ecológica y de temporada, evitando lácteos, frutos secos y de origen animal.
  • Utilizar ropa de algodón o tejidos naturales.
  • Utilizar productos naturales o ecológicos para la limpieza del hogar.

Descubre más sobre Pielsana en su página web www.pielsana.es

Suscríbete a la Newsletter y recibe Bio Eco Actual gratis cada mes en tu correo

Bio Eco Actual, tu mensual 100% ecológico
Leer
Bio Eco Actual Febrero 2024