La granada es una fruta originaria del Asia reconocida por su riqueza nutricional. Tiene un alto poder antioxidante, es rica en vitaminas del grupo C, A y E, minerales y otros elementos importantes para el buen funcionamiento del organismo.

¿Qué pasa si me pongo granada en la cara
123rfLimited©belchonock

Propiedades cosméticas de la granada

No obstante, es más que un alimento. Aplicado en cosmética, es un principio activo que aporta soluciones naturales y efectivas para recuperar el buen aspecto de nuestro cutis y mantener una piel joven e hidratada.

Por su alto contenido en sustancias nutritivas, antienvejecimiento y antinflamatorias, la granada es considerada uno de los tesoros de la belleza natural y la salud facial. Es apta para cualquier tipo de pieles. Ya sean jóvenes, maduras, secas, grasas, mixtas o sensibles, todas pueden beneficiarse de sus propiedades, por lo que no es extraño encontrarla como ingrediente principal en cremas, jabones, aceites faciales y corporales.

Combate el envejecimiento

La granada es una fuente natural para eliminar las toxinas y los radicales libres, principales responsables del envejecimiento celular. Su combinación única de polifenoles la convierten en uno de los antioxidantes más potentes de la naturaleza. Sus aceites grasos estimulan la actuación de los fibroblastos, las células que producen colágeno y elastina, dos sustancias esenciales para mantener la piel tersa y flexible. Así pues, la granada es una buena aliada para contrarrestar la aparición de los signos de la edad, al reducir las arrugas y suavizar las líneas de expresión, impulsando un aspecto más suave, rejuvenecido y tonificado.

La granada es uno de los antioxidantes más potentes de la naturaleza

Su poder antiinflamatorio, por otro lado, es especialmente interesante en el tratamiento de enfermedades cutáneas, como la psoriasis y los eccemas, dado que alivia los picores y sus efectos molestos.

Aliada contra las imperfecciones

Debido a sus propiedades, la granada es un principio activo muy bien valorado en cosmética por la prevención de las imperfecciones, como irritaciones, rojeces, granos o puntos negros. El extracto de este fruto favorece la circulación sanguínea y la reparación celular, dando uniformidad al tono y a la textura de la piel, por lo que es también una aliada excelente para la prevención, la reducción y la desaparición de las cicatrices producidas por el acné.

Además, muchas fórmulas cosméticas la incluyen por su efecto blanqueante e iluminador. Corrige la hiperpigmentación producida por la radiación ultravioleta y, por lo tanto, previene la aparición de manchas oscuras en el rostro causadas por la exposición continuada al sol.

El extracto de este fruto favorece la circulación sanguínea y la reparación celular

Rostro hidratado y nutrido

Su alto contenido en nutrientes y vitaminas proporciona a las células de la piel el alimento necesario para que puedan realizar sus funciones vitales. De este modo, el extracto de este fruto tiene propiedades regenerativas capaces de combatir el efecto de oxidación diaria producida tanto por factores nutricionales como por agresiones externas: actúa como pantalla protectora frente a los cambios de temperatura y la contaminación ambiental.

Además, es un principio activo altamente hidratante. Más del 85% de la composición de la granada es agua, por lo que resulta una gran aliada contra la sequedad, la tirantez y la irritación causada por la exposición al frío. Estimula la regeneración celular de la dermis y la epidermis, acelerando la curación de grietas y heridas, ofreciendo la posibilidad de lucir un rostro hidratado y nutrido.

Autora: Ariadna Coma, Periodista

Suscríbete a la Newsletter y recibe Bio Eco Actual gratis cada mes en tu correo

Bio Eco Actual, tu mensual 100% ecológico
Leer
Bio Eco Actual Diciembre 2021

Deja un comentario

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí