El ambiente era sombrío en la sesión inaugural del Congreso Ecológico Europeo 2022, celebrado en Burdeos (Francia), ya que los participantes mostraron su solidaridad con el pueblo ucraniano y, en particular, con los colegas ecológicos íntimamente afectados por la guerra que asola su país.

European Organic Congress 2022
©IFOAM

Congreso Ecológico Europeo 2022, las claves

Pero el Congreso también señaló la determinación de asegurar que el conflicto de Ucrania no se utilice para desviar la atención de las soluciones ecológicas y agroecológicas a las crisis globales de los alimentos y el clima. En todo caso, dijo Eduardo Cuoco, Director de IFOAM Organics Europe, la crisis debería fortalecer la decisión de Europa de expandir la agricultura ecológica para construir la resistencia que se necesita urgentemente en nuestro sistema alimentario. La agricultura ecológica también debería jugar un papel fundamental en la recuperación del sistema de producción de alimentos ucraniano, dijo Kateryna Shor, portavoz de los miembros ucranianos de IFOAM Organics Europe. Y añadió: «Entendemos que la seguridad alimentaria está en primera línea tanto en Ucrania como en el mundo. Pero la guerra en Ucrania demuestra la vulnerabilidad de la producción intensiva y las largas cadenas de suministro».

El Congreso de este año abarcó algunas de las cuestiones más urgentes del momento, desde la regulación, la política y la inversión hasta la salud planetaria y humana

Los acontecimientos en Ucrania subrayan aún más el hecho de que la década de 2020 es una década de alto riesgo, con plazos vitales para el clima mundial y el desarrollo sostenible que se avecinan, y un enorme esfuerzo coordinado necesario para mantener el objetivo ecológico del 25% de la UE. En otras palabras, un telón de fondo aleccionador para el primer Congreso Ecológico Europeo en tres años. Con su tema general Un futuro más ecológico: En el camino hacia la consecución del Pacto Verde de la UE, el Congreso de este año abarcó algunas de las cuestiones más urgentes del momento, desde la regulación, la política y la inversión hasta la salud planetaria y humana.

Se necesita un cambio transformador

El evento de dos días se inició con dos importantes debates plenarios. El primero exploró cómo se utiliza el último presupuesto de la PAC para apoyar los planes de acción ecológicos nacionales. El consultor de políticas ecológicas del Reino Unido, Nic Lampkin, mostró que si la UE cumpliera su objetivo del 25% de agricultura ecológica para el año 2030, habría 25.000.000 de hectáreas más de tierra ecológica que en 2022. Pero, señaló, si la tendencia actual de crecimiento (lineal) continuara, alcanzaríamos sólo un 14% de agricultura ecológica en 2030, un déficit muy significativo en términos porcentuales. Lampkin dijo que ahora se necesita un «cambio transformacional», apoyado por 9.000-15.000 millones de euros de gasto dedicado anualmente «para capturar todo el potencial del 25% ecológico para 2030».

Hubo un amplio acuerdo en que el etiquetado de sostenibilidad puede desempeñar un papel fundamental en la mejora de la transparencia sobre el impacto medioambiental de los sistemas alimentarios

En la segunda sesión plenaria se abordó la crítica, y a veces controvertida, cuestión del etiquetado. Hubo un amplio acuerdo en que el etiquetado de sostenibilidad puede desempeñar un papel clave en la mejora de la transparencia de los impactos ambientales de los sistemas alimentarios, pero varios oradores cuestionaron la idoneidad del sistema de Huella Ambiental de Producto propuesto por la Comisión Europea, argumentando que favorece a la agricultura intensiva. También se criticaron algunos sistemas nacionales, como la etiqueta de bajas emisiones de carbono de Francia, de la que Charles Pernin, de Synabio, dijo que no exigía ningún compromiso para evitar o reducir los gases de efecto invernadero y que «no se centraba en la biodiversidad ni en el uso de pesticidas». Tanto Pernin como su colega Judith Faller-Moog, presidenta de BIO PLANÈTE, argumentaron que el sistema Planet-Score es la etiqueta más significativa y ofrece la mejor herramienta para apoyar la transición hacia sistemas alimentarios sostenibles.

EOC 2022
©IFOAM. Laure Verdeau (Agence Bio), Pierrick De Ronne (BioCoop) y Charlotte Bladh André (Organic Sweden).

Gente sana, planeta sano

Una de las sesiones más esperadas fue la de Denis Lairon, Director Emérito del INSERM para BioNutrinet, que habló de los múltiples beneficios para la salud de la agricultura ecológica. Basándose en un amplio conjunto de investigaciones, Lairon demostró la eficacia de la agricultura ecológica para cumplir el principio de «gente sana, planeta sano». Citando los datos del enorme estudio francés NutriNet-Santé, demostró que el consumo regular de alimentos ecológicos se asociaba a un estilo de vida más saludable en general y a una mayor presencia de elementos vegetales y de fibra en la dieta. Los alimentos ecológicos también se asocian a un menor índice de obesidad y a una reducción significativa del riesgo de desarrollar enfermedades crónicas, por ejemplo: una reducción del 31% del riesgo de síndrome metabólico, uno de los principales factores de riesgo de enfermedades cardiovasculares; una reducción del 35% del riesgo de diabetes de tipo 2 y una reducción del 25% del riesgo de cáncer.

El consumo regular de alimentos ecológicos se asociaba a un estilo de vida más saludable en general y a una mayor presencia de elementos vegetales y de fibra en la dieta

En cuanto a la agricultura del carbono, un grupo de expertos explicó cómo los agricultores ecológicos ya forman parte de la solución al cambio climático y a la pérdida de biodiversidad, mediante el uso de «cultivos de captura» de carbono, el cultivo de praderas y los fertilizantes orgánicos.

Recuperar el crecimiento

En una revisión de las perspectivas del mercado, un panel compuesto por Charlotte Bladh André (Organic Sweden), Laure Verdeau (Agence Bio) y Pierrick de Ronne (BioCoop), abordó el estancamiento de las ventas de productos ecológicos en algunos países, entre ellos Suecia y Francia. El panel coincidió en que las ventas de productos ecológicos se han visto afectadas por la competencia de otras etiquetas ecológicas. Los ponentes afirmaron que la participación de los consumidores más jóvenes en el papel de la agricultura ecológica en la lucha contra el cambio climático y la identificación de mejores formas de comunicar los múltiples beneficios de la agricultura ecológica podrían ayudar a invertir la tendencia.

Revolución cultural

El país anfitrión del Congreso Ecológico Europeo 2022, Francia, pronunció algunas palabras contundentes de los principales actores de la agricultura ecológica y el medio ambiente. Guillaume Choisy, Director General de la Autoridad del Agua de Adour-Garona, dijo en el Congreso que Europa tiene el «deber de solidaridad hacia las generaciones futuras de acelerar las acciones y la agricultura ecológica para preservar los recursos naturales». Para Jean-Luc Gleyze, Presidente del Consejo Departamental de la Gironda, la conversión a la agricultura ecológica es una «revolución cultural». En un llamamiento a la acción, añadió: «El tiempo apremia, así que actuemos más rápido y trabajemos por la salud de las personas y del planeta».

Autor: Jim Manson, Periodista

Suscríbete a la Newsletter y recibe Bio Eco Actual gratis cada mes en tu correo

Bio Eco Actual, tu mensual 100% ecológico
Leer
Bio Eco Actual Septiembre 2022

Deja un comentario

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí