En los últimos años ha crecido la concienciación medioambiental y la movilización de la sociedad civil para proteger nuestro planeta ante el cambio climático, la pérdida de la biodiversidad, el agotamiento de los recursos naturales, la contaminación del agua, el aire y los suelos… Estamos destruyendo nuestro hogar y sólo podemos salvarlo si cambiamos de rumbo. Millones de personas ya lo saben y se han puesto en marcha para evitarlo. Os hablamos de eco activismo.

Eco Activismo: ¿Qué es y cómo involucrarse?

El agosto de 2018, Greta Thunberg, una adolescente sueca de 16 años, empezó a manifestarse cada viernes frente al parlamento de su país para pedirle al gobierno que implementara medidas para frenar el cambio climático como la reducción de las emisiones de carbono según el Acuerdo de París.

Thunberg inspiró a estudiantes de todo el mundo. La primera gran huelga estudiantil a nivel internacional por el clima se celebró el 15 de marzo de 2019, fue secundada en más de 2.000 ciudades y congregó a más de un millón y medio de manifestantes. Desde entonces, cada viernes, miles de personas siguen movilizándose para pedir a los gobiernos que pasen a la acción. Es el movimiento Fridays for Future (Viernes para el Futuro, en inglés).

Lo ideal es iniciar modificando pequeñas rutinas de tu vida diaria: márcate objetivos concretos y a corto plazo

Algunos ya han empezado a mover fichas en un tablero complejo en el que las corporaciones multinacionales y los intereses económicos lideran la partida. Es el momento de seguir luchando, sobre todo ahora que los medios de comunicación también se hacen eco de la crisis climática. Porque si cada uno hace su parte, juntos llegaremos más lejos.

Un activista medioambiental es una persona responsable que es consciente del impacto que sus acciones tienen para el planeta y aboga por la implementación de métodos sostenibles y respetuosos con el entorno. No ve a la naturaleza como un objeto a explotar. Además, actúa para conseguir un cambio social y político que permita conservar nuestro hogar, la Tierra.

El eco activismo va más allá del medio ambiente, puesto que para cumplir los derechos humanos fundamentales es esencial que vivamos en un entorno limpio, saludable y sostenible.

Eco Activismo: ¿Qué es y cómo involucrarse?

Te proponemos cinco consejos para sumarte al eco activismo. ¿Te apuntas?

1. Empieza poco a poco y de forma local

Lo ideal es iniciar modificando pequeñas rutinas de tu vida diaria: márcate objetivos concretos y a corto plazo. Así, por ejemplo, recicla todo lo que puedas, haz la compra con bolsas de tela reutilizables, emplea ese agua que se derrocha antes de que se ponga caliente en la ducha y el agua del aire acondicionado -puedes utilizarla, por ejemplo, para regar las plantas-, llena la lavadora y el lavavajillas antes de activarlos, compra a granel, reduce o elimina tu consumo de carne y pescado, usa bombillas de bajo consumo y compra productos ecológicos y de proximidad en los pequeños comercios de tu barrio siempre que puedas.

2. Infórmate

Actualmente no tenemos excusas para no estar al día: hay más información disponible que nunca antes. Eso sí, hace falta seleccionar y analizar las fuentes de información para no acabar saturados y desinformados. Nuestro consejo es que contrastes las noticias en diferentes medios de comunicación. Asimismo, para estar a la última también puedes seguir publicaciones y a periodistas especializados en medio ambiente en redes sociales como Twitter. Y para saber qué pasa cerca de tu casa, sigue a asociaciones vecinales.

También es importante tener conocimientos sobre las leyes actuales y los procedimientos necesarios para cambiarlas.

3. Implícate en organizaciones locales

Para empezar en el activismo medioambiental es buena idea acudir a alguna organización cercana a tu domicilio o puesto de trabajo. Puedes comenzar yendo una vez a la semana e irte involucrando más si te convence. O colaborar con varias organizaciones a la vez para ver cuál es la que se ajusta más a tu perfil, ya que hasta que no formes parte no verás realmente cómo funcionan.

Colaborar con una organización local, aportando tu tiempo, conocimientos y habilidades, te permitirá conocer mejor cuáles son los objetivos y ver de cerca los resultados de tus (vuestras) acciones.

No te quedes callado: el boca a boca siempre ha funcionado

4. Comparte lo que haces

No te quedes callado: el boca a boca siempre ha funcionado. Porque si explicas tu actividad, puede que muchos te sigan o, al menos, reflexionen. No les ataques por su inacción, simplemente comparte tus acciones y tus ideas con positividad.

Ten presente que te estás moviendo en contra del status quo, así que encontrarás a personas y organizaciones que pondrán en duda tu conocimiento, tu autoridad, tus informaciones y hasta, de vez en cuando, tu salud mental. Algunas veces lo harán de forma clara, pero otras, serán más sutiles: hay que aprender cuándo contestar y cuándo no. Además, algunos ataques pueden venir de personas que tienen miedo al cambio que propones -por ejemplo, miedo a perder el trabajo-. Es importante saber entender y respetar estas opiniones, y ofrecerles una alternativa razonable y realista.

Actualmente, puedes llegar a muchas más personas con las redes sociales, una gran plataforma de comunicación. ¿Por qué no utilizarlas? Es lo que se conoce como activismo digital. Además de difundir información, también pueden servirte para formar parte de alguna organización internacional como el grupo 350.org. Por un lado, el activismo en línea da la posibilidad de conseguir más adhesiones y más atención de los medios de comunicación; por otro, el anonimato permite a grupos minoritarios marginales expresarse con mayor libertad.

5. Desconecta de vez en cuando

No puedes estar siempre dándolo todo al 100%. Necesitas parar, recargar energías y volver con más fuerza y nuevas ideas. Así que aunque en tu interior seas eco activista todo el año, te recomendamos dejar el campo de batalla al menos unos días. Y sobre todo aprender la diferencia entre pasión y obsesión. ¡Por ti y por el planeta!

Autora: Cristina Fernández, Periodista.

Suscríbete a la Newsletter y recibe Bio Eco Actual gratis cada mes en tu correo

Bio Eco Actual, tu mensual 100% ecológico
Leer 
Bio Eco Actual Agosto 2020

Deja un comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here