Uno de cada cuatro alimentos analizados en el Estudio EFSA 2019, publicado este mes de abril, contiene trazas y residuos de pesticidas de dos o más productos fitosanitarios.

Estudio Efsa 2019: 1 de cada 4 alimentos contiene residuos de pesticidas
123rf Limited©subbotina

Pesticidas en 1 de cada 4 alimentos

Pese a que más de la mitad de los alimentos del mercado europeo no contienen pesticidas y solo un 4% se sitúan fuera de la ley vigente, se han encontrado trazas de pesticidas en 1 de cada 4 alimentos analizados.

Estos son algunos de los datos expuestos en el nuevo informe publicado por EFSA en el que se analizan los controles efectuados en el 2019. Este Estudio recoge los datos de todos las países miembros además de Islandia y Noruega.

Resultados

En el 2019 se analizaron más de 96 mil productos, ente los cuales el 96,1% se sitúan dentro de la ley. De todos estos el 56,6% no contenía residuos medibles de pesticidas, mientras el 39,5% sí que presentó trazas visibles, aunque dentro de los parámetros establecidos por la ley. Lo que alarma es que, pese a que el 96% cumple la normativa, casi la mitad contienen residuos que luego pasan a formar parte de nuestra dieta.

Pesticidas en nuestras comidas

La responsable de Greenpeace Italia, Federica Ferrario alerta de que «casi la mitad de los productos del mercado europeo contienen residuos y que, por lo tanto, los pesticidas tienen un puesto fijo en nuestra dieta».

Las nuevas sustancias autorizadas e introducidas en el mercado son cada vez más potentes y podrían tener efectos más fuertes en dosis más bajas

«No solo eso: más de 25 mil productos analizados (más de 1/4 del total) contienen a la vez residuos de dos o más pesticidas, que analizados de forma independiente están dentro de los límites» añade. Esto pone de relieve la cuestión sobre el efecto «cocktail», es decir, el efecto sinérgico de estos residuos sobre el organismo.

Efecto cocktail

«El problema también es que a nivel europeo se sigue haciendo la autorización de nuevas sustancias para el principio activo aislado, aunque luego se vendan y utilicen en formulaciones que contienen otros compuestos«, explica Ferrairo.

Aunque en números absolutos, las toneladas de pesticidas que se venden va a la baja, no quiere decir que se esté resolviendo e problema. De hecho, las nuevas sustancias autorizadas e introducidas en el mercado son cada vez más potentes y podrían tener efectos más fuertes en dosis más bajas, potencialmente también a nivel residual.

El efecto «cocktail» es el efecto sinérgico de estos residuos sobre el organismo

¿Qué debemos hacer?

La solución pasa por apostar por la producción ecológica en toda Europa, para lograr tener menos residuos en nuestras mesas y un ambiente mucho más seguro.

Todo esto debe ir ligado, obviamente, a un cambio de paradigma en la producción de alimentos y el consumo, reduciendo el porcentaje de alimentos de origen animal en la dieta y sustituyendo estos productos por alternativas de origen vegetal obtenidas con métodos de producción sostenibles.

Fuentes:

Suscríbete a la Newsletter y recibe Bio Eco Actual gratis cada mes en tu correo

Bio Eco Actual, tu mensual 100% ecológico
Leer
Bio Eco Actual Abril 2021

1 Comentario

  1. El titular es erróneo. Según la información que dais no es que uno de cada cuatro contenga residuos, en realidad es casi uno de cada dos (y eso según la EFSA, entidad sobre la que puede decirse mucho). Lo que pasa en una de cada 4 muestras es que tienen residuos MULTIPLES. Esto es, de varios pesticidas a un mismo tiempo. Por otro lado, acaso sería relevante destacar más que el que se cumplan los niveles legales no significa demasiado. Como dice la información tales niveles se establecen sobre el supuesto que solo nos expusiésemos a un pesticida a la vez, y en realidad eso no sucede nunca. Nos exponemos a mezclas complejas de ellos al mismo tiempo. Y el riesgo de estas mezclas, que no se ha evaluado oficialmente al autorizar los pesticidas y establecer sus niveles supuestamente «seguros», puede ser inmensamente mayor que el de cada pesticida por separado. Por otro lado, muchos pesticidas son disruptores endocrinos, sustancias para las que la ciencia dice que no se puede establecer con claridad un umbral seguro, por baja que sea la concentración. Además los niveles supuestamente «seguros» se establecen de forma dominante en «base» a datos pagados por las propias empresas interesadas en comercializar los pesticidas, datos que con frecuencia son secretos por lo que no pueden ser revisados por la comunidad científica. En fin, podrían decirse muchas cosas más. En cualquier caso enhorabuena por vuestra muy necesaria publicación

Deja un comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here