En 2022, el nuevo Reglamento UE para la producción ecológica va a llegar a puerto. Después de un largo camino y tras ser aplazado un año para garantizar su buen funcionamiento y proporcionar seguridad jurídica a todos los operadores ecológicos, la nueva normativa entrará en vigor a partir del 1 de enero de 2022 e introducirá algunos cambios relevantes.

agricultura eco ue reglamento fracaso 08 12

El nuevo Reglamento UE para la producción ecológica

El Reglamento (UE) 2018/848 reconoce el papel de la producción ecológica, tanto como proveedora de alimentos como de bienes que contribuyen a la protección del medio ambiente, el clima, el bienestar animal y al desarrollo rural.

La nueva normativa añade objetivos ambiciosos, como la contribución a un ambiente no tóxico, el mantenimiento de la fertilidad a largo plazo y la conservación de la biodiversidad. A todo ello, se introducen nuevas especificaciones y aspectos novedosos que afectarán a distintos ámbitos y competencias del sector ecológico -tanto a la producción de vegetales y animales, como a los mecanismos de control y las certificaciones- con el fin de adaptar el marco legislativo al momento actual del sector, en términos de producción, controles y comercio internacional.

El nuevo Reglamento (UE) 2018/848 entrará en vigor el 1 de enero de 2022 e introducirá cambios relevantes

Cambios destacados

Unos días antes de la entrada en vigor de la nueva normativa, INTERECO, asociación sin ánimo de lucro de las Autoridades de Control de la Producción Ecológica, ha recogido los cambios más destacados de la nueva legislación para facilitar su interpretación y entendimiento.

nuevo reglamento eu
Haz clic para ampliar la imagen. Fuente: INTERECO.

Producciones vegetales

En cuanto a las producciones vegetales, queda reforzada la relación cultivo-suelo y algunas actividades de mejora vegetal. Por ejemplo, se establecen las leguminosas como el cultivo principal en las rotaciones, así como la aplicación estiércol de ganado o materia orgánica, para incrementar la fertilidad del suelo. En cuanto al control de plagas y enfermedades, por primera vez se mencionan técnicas como la biofumigación o la solarización. Además, se introducen cambios en la producción de semillas germinadas y se limitan los productos para la limpieza y desinfección de las instalaciones de las producciones.

Otro aspecto significativo es la nueva definición del material de reproducción vegetativa (MRV). A parte de semillas, también se podrán utilizar plántulas y esquejes, entre otros, para mejorar la productividad, la diversidad y la salud de los cultivos. Con el nuevo reglamento, por tanto, se podrá utilizar material de reproducción vegetativa orgánico heterogéneo.

Producciones ganaderas

Por lo que se refiere a la producción ganadera, se insiste en el fomento de las razas autóctonas y adaptadas al territorio y con la exigencia de que la mayor parte del alimento provenga de la región, priorizando el ciclo en la propia explotación. Además, las materias primas de los piensos y los sustratos de las levaduras deberán ser ecológicos y no se permitirá el uso de disolventes químicos.

A partir de 2022 se podrán certificar nuevos productos como ecológicos

Nuevas certificaciones

A partir de 2022 se podrán certificar como ecológicos nuevos productos: levaduras, yerba mate, hojas de vid, palmitos, brotes de lúpulo y otras partes comestibles similares, sal marina y otras sales para alimentación y piensos, capullos de seda, gomas y resinas naturales, cera de abejas, aceites esenciales, tapones de corcho natural, algodón y lana sin cardar ni peinar, pieles en bruto y sin tratar, y preparaciones vegetales tradicionales a base de plantas. Asimismo, se podrán certificar dos nuevas especies animales: conejos y ciervos. Para algunos de estos nuevos alcances se tendrán que detallar normas de producción específicas, pero de momento se acogen a las normas de producción de los productos transformados.

Un grupo de operadores, un solo certificado ecológico

Otra de las novedades es la introducción de la certificación grupal para agricultores, productores de algas o animales de acuicultura que comercialicen de forma conjunta y que, además, puedan dedicarse a la transformación, preparación o comercialización de alimentos o piensos. Para ello, el Grupo de Operadores debe tener personalidad jurídica y establecer un sistema de control interno (documental y procedimientos de control).

Por otro lado, sus miembros deben cumplir con requisitos individuales, entre los cuales: límites de superficie y condiciones en la localización de las explotaciones, personalidad jurídica propia y requisitos económicos tipificados. Cabe tener en cuenta que los incumplimientos individuales de miembros del grupo pueden dar lugar a la retirada del certificado de conformidad a la totalidad del grupo.

El nuevo Reglamento muestra algunos avances en la comercialización a la vez que fortalece los mecanismos de control

Otras consideraciones

El nuevo Reglamento muestra algunos avances en la comercialización, fomentando los canales cortos de distribución y la producción local (aspecto incluido por primera vez como objetivo en el reglamento), a la vez que fortalece los mecanismos de control. En este sentido, en caso de presencia de sustancias no autorizadas en cultivos e instalaciones de producción, se procederá al bloqueo e investigación obligatorios en caso de sospecha fundamentada y también a la prohibición de usar la referencia a ‘ecológico’ hasta el resultado final de la investigación oficial.

Finalmente, en la elaboración de productos se introducen nuevos requisitos para el uso de aromas, así como cambios en las normas de producción de piensos y la prohibición del uso de nanomateriales artificiales.

Fuente: INTERECO. Para más información visite www.interecoweb.com

Suscríbete a la Newsletter y recibe Bio Eco Actual gratis cada mes en tu correo

Bio Eco Actual, tu mensual 100% ecológico
Leer
Bio Eco Actual Diciembre 2021

4 Comentarios

Deja un comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here