La cocina de muchos hogares suele ser un espacio de trabajo reservado a los adultos y vetado para los más pequeños. Lo más frecuente es que en el momento de preparar la comida, los niños se queden en otra estancia de la casa para no molestar o evitar peligros que podrían encontrar en la cocina como líquidos, sartenes o cacerolas calientes o cuchillos afilados.

Cocinar con niños

La verdad es que, dependiendo de la edad de nuestros pequeños, podemos hacer del momento de preparar la comida un momento de disfrute en familia. Hacerles partícipes de estas labores fortalece su autoestima, confianza y crea un sentimiento de unión más sólido con los demás a la vez que se crea el hábito de colaborar y ayudar en las tareas del hogar.

Para lograr esto, primero debemos tener en cuenta algunas pautas para hacer de nuestra cocina un espacio más seguro para ellos.

  • Busca utensilios de cocina apropiados para niños. Cortadores de madera, cuchillos de sierra sin afilar o incluso protectores para sus dedos harán del momento de cortar los alimentos algo divertido y seguro para los peques.
  • Regula la altura para que se sientan cómodos. Las encimeras de las cocinas están diseñadas a una altura cómoda para los adultos. Deberás usar una silla, una trona o una torre de aprendizaje para que puedan participar.
  • Elige los alimentos que sean fáciles de trabajar para ellos. Algunas verduras como la zanahoria son duras y su forma cilíndrica favorece que rueden pudiendo ser más peligroso para los niños. Por el contrario, los champiñones son tiernos y su corte es mucho más seguro. Recuerda cortar por la mitad aquellos alimentos que puedan rodar para que se asienten sobre una parte plana sobre la tabla.
  • Propón tareas sencillas que puedan llevar a cabo. No se trata de que muevan los alimentos en la cacerola, frían o corten, sino de disfrutar con nosotros ese momento. Incluso si son muy pequeños pueden romper con las manos las hojas de lechuga para hacer una ensalada, presionar el botón de la batidora, agitar un frasco con un aliño, pelar ajos…
  • Asígnales un plato fácil como su especialidad, les hará sentirse importantes y reforzará su implicación en la cocina. Puede ser una ensalada de pasta, de patata o simplemente gazpacho. Son platos sencillos cuya preparación es mínima, pero favorecen su participación.

Como ves, hacer de los pequeños de la casa unos grandes pinches de cocina es algo sencillo que nos aportará gratos momentos en familia.

Autores: Iván Iglesias, Chef y profesor de cocina vegana y Estela Nieto, psicóloga, Máster en psicopatología y salud, y especialista en psiconutrición | www.nutricionesencial.es

Suscríbete a la Newsletter y recibe Bio Eco Actual gratis cada mes en tu correo

Bio Eco Actual, tu mensual 100% ecológico
Leer
Bio Eco Actual Junio 2022

Deja un comentario

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí