Los sistemas alimentarios están en el centro de los actuales cambios a nivel ambiental y social. Se demuestra una vez más la interdependencia entre la sociedad y la naturaleza, las debilidades de una se reflejan en la otra y afectan al suministro de alimentos. Tenemos que afrontar soluciones hoy a nuestra alimentación de mañana. Debemos trabajar en asegurar un futuro laboral justo a los productores y un sector agrícola productivo sostenible y rentable. En el corazón del cambio está luchar contra la pobreza y la desigualdad.

Octubre mes Faitrade, la cultura y su origen

Nuestro trabajo como Certificación de Comercio Justo de las cadenas de aprovisionamiento de alimentos busca trabajar para conseguir una alimentación sostenible para las personas y el planeta. Vivimos un momento de cambio donde todos los actores intervinientes en las cadenas de aprovisionamiento buscamos reconstruir las relaciones comerciales para asegurar un futuro justo. No es posible afrontar el futuro si no trabajamos todos juntos promoviendo alianzas que permitan responder a los riesgos globales.

Las nuevas legislaciones, como la Directiva de Diligencia Debida de Sostenibilidad Corporativa, el Reglamento de Deforestación, el empoderamiento de los consumidores para la transición ecológica o la Ley Consumo, afectan de manera directa e indirecta a toda la sociedad: desde la producción, la transformación o el consumo.

Este nuevo marco de trabajo nos exige cambios en nuestra forma de trabajar, desde adaptar nuestros Estándares a fortalecer la capacitación de sus redes productoras y empleados.

«No es posible afrontar el futuro si no trabajamos todos juntos promoviendo alianzas que permitan responder a los riesgos globales»

Fairtrade, como certificación de comercio justo que trabaja con toda la cadena de aprovisionamiento, busca concienciar e implicar a todos de una manera que beneficie a las personas y el planeta. Trabajamos mano con mano con los distintos agentes en un proyecto común de justicia social que preserve nuestros recursos y asegure la sostenibilidad de las generaciones futuras. Solo trabajando de manera conjunta podremos garantizar una economía global equitativa. Ya no existe el Sur Global o el Norte Global, todos formamos parte de una misma sociedad con unas mismas necesidades de hacer frente a la crisis climática, preservar la biodiversidad y conseguir el bienestar de las personas.

Desde la Certificación Fairtrade apostamos por relaciones justas en la cadena agroalimentaria, el fomento de una producción sostenible y la promoción del consumo responsable. Transformar los sistemas alimentarios es un deber de todos y para todos.

Desde Fairtrade creemos que el cambio de los sistemas alimentarios tiene el potencial de crear prosperidad, empezando por garantizar el empleo de calidad y continuando por la aplicación de buenas prácticas comerciales sostenibles. Garantizar un empleo de calidad debe asegurar salarios justos y dignos. Salarios e ingresos que permitan a los productores ganar lo que necesitan para vivir. El centro del movimiento de Comercio Justo está en conseguir una nueva forma de producir, fabricar y consumir.

Juntos debemos poner en marcha prácticas alimentarias sostenibles con el objetivo de mejorar los beneficios sociales y ambientales.

Los sistemas alimentarios ofrecen la oportunidad de promover relaciones más justas que ayuden a erradicar la causa fundamental de la desigualdad: la pobreza.

En el centro de los sistemas alimentarios no se encuentran las materias primas o productos, sino las personas. Es fundamental que promovamos sistemas alimentarios justos, saludables, sostenibles y resilientes. Conseguir modelos de alimentación sostenible es casi un derecho.

Autor: Álvaro Goicoechea, director de Fairtrade Ibérica

Suscríbete a la Newsletter y recibe Bio Eco Actual gratis cada mes en tu correo

Bio Eco Actual, tu mensual 100% ecológico
Leer
Bio Eco Actual Abril 2024