Nadie duda que una dieta rica en fibra es muy beneficiosa para nuestra salud. El consumo regular de fibra previene y combate el estreñimiento, reduce el riesgo de hemorroides y diverticulosis asociado al mismo, tiene un importante efecto saciante, que es ideal en dietas de control o pérdida de peso, disminuye los niveles de colesterol y de glucosa en sangre y reduce el riesgo de padecer cáncer de colon.

Alimentos enriquecidos con fibra Mejor una manzana

La industria alimentaria convencional, mediante el uso masivo de publicidad, ha extendido la idea entre los consumidores de que los alimentos que ingerimos en nuestra dieta son escasos en fibra, y que para poder obtener unos niveles óptimos debemos tomar alimentos suplementados en ella. Para conseguir el objetivo nos venden productos enriquecidos en fibra bajo términos tales como “integral”, “fuente de”, “alto contenido en”, o “multicereales”.

Algunos fabricantes añaden fibra a sus productos en función de sus intereses comerciales y no en función de los intereses de nuestro organismo. Si lo que buscasen fuera la salud del consumidor no añadirían fibra a sus productos sino que usarían materias primas ricas en ella, usarían cereales de grano entero, con su germen y su salvado. En lugar de esto añaden pequeños porcentajes de salvado a las harinas refinadas para hacer sus productos “integrales”, y cuando usan harina integral, esta no supera el 15% del total.

Comparemos esos productos con un alimento conocido, la manzana. Usemos de patrón una manzana grande con piel, que contiene aproximadamente 5 gramos de fibra, y confrontémosla con los productos enriquecidos que nos proponen como alternativa. Para conseguir esos 5 gramos de fibra necesitamos tomar unas cantidades descomunales de productos enriquecidos.

¿Os imagináis la cantidad de sodio, grasas saturadas, conservantes y colorantes que acompañan a esos gramos de fibra? Acabaríamos con nuestra salud sin garantizar un mejor bienestar intestinal. Por no hablar de nuestro bolsillo, al que dejaríamos fuera de combate.

¿Alimentos enriquecidos con fibra? No, para nada. Mejor es tomar una buena manzana. Su fibra es abundante y barata. Que no falten en tu dieta frutas, verduras y legumbres, y sobre todo, consume cereales integrales, arroz, pasta y pan de verdad, hecho 100% con harina integral.

Autor: Raúl Martínez, dietética y dieto terapia Homo toxicología

Suscríbete a la Newsletter y recibe Bio Eco Actual gratis cada mes en tu correo

Bio Eco Actual, tu mensual 100% ecológico
Leer Bio Eco Actual

Deja un comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here